Receta fácil para convertir un yogur griego en un gran postre

Vale, sí, esto más que una receta es un truco de cocina para hacer que un simple yogur griego se convierta en un gran postre. ¿Por qué? Porque la comida siempre entra por la vista! Y cualquier cosa que hagamos, aunque sea algo fácil, hay que presentarla muy bien.
Espero que os guste!
Duración: un plis plas
Dificultad: ¿eres capaz de abrir y cerrar los ojos tú solo? Entonces puedes hacerla…
Receta:
Sólo necesitáis un yogur griego por persona.
Lo removéis bien, antes de verterlo en un cuenco.
Decoráis con cereales, el que os guste, pero sin abusar.
Por encima añadís frambuesas o cualquier fruta del bosque.
Y por último, añadís jarabe de arce o miel.
A disfrutar!